viernes, 7 de enero de 2011

Oxígeno, nitrógeno, argón y un muy mal rollo


¿Qué es preocupante de la nueva ley antitabaco: la violencia, los desacatos, el mal ambiente producido por el celo inquisidor? Para mí, que la limpieza del aire de los bares se haya convertido en asunto de prioridad nacional.

En un país cuyos ciudadanos construyeran su ocio alrededor del ejercicio físico, de actividades artísticas, del trabajo social voluntario o de cualquier acción lúdica no pasiva, el que en los bares se fumara sería algo casi irrelevante, porque solo unos pocos frecuentarían los tugurios. El españolito normal no cita a su amigo en una fraternidad universitaria, ni -con excepción de los de jubiletas o los miembros de sociedades gastronómicas vascas- en clubs sociales, sino en el bar de la esquina.

Por lo que yo sé, en ningún país de la Europa desarrollada la ley de prohibición del tabaco en los lugares públicos ha producido tanto revuelo. Es un síntoma de que en el fondo esas sociedades no son sólo más sanas que la nuestra, sino también más activas, vertebradas y sobre todo más divertidas e inteligentes.





3 comentarios:

  1. Francamente, no creo que se haya convertido en asunto de prioridad nacional. Más bien asunto de prioridad mediática, sobre todo de los medios oficiales, para intentar que no se hable de lo que nos concierne. La gente fuma a la puerta de los establecimientos como si tal cosa. Como si así hubiese sido siempre. Claro que estos días sopla sur y la temperatura es excelente. De todas formas ya verás que pronto ponen marquesinas en todos los bares para los días de lluvia. Tuviese yo ahora un negocio de marquesinas y me forraba.

    ResponderEliminar
  2. El día que se arreglen los problemas del mundo, échate a temblar, que será ese en el que los periodistas empezarán con las masacres, el terrorismo, las destrucciones masivas con tal de tener con qué llenar sus papeles y pantallas.

    Si la gente se lo ha tomado con tranquilidad, aleluya: mi país ya no es el mío (el de mis años mozos, quiero decir) y me alegro en el alma.

    En cualquier caso me da por pensar si no será esto un poco como lo de la prohibición de los toros. Sin leyes ni nada el resultado habría acabado siendo el mismo dentro de poco. Y lo digo por lo que veo en este país. Cuando llegué por aquí la primera vez la gente fumaba donde le salía de allí. Hoy, sin leyes que medien, por la fuerza del negocio, día no hay que el tabaco no pierda terreno. Primero los vagones de fumadores se fueron quedando a medio llenar mientras que los de no fumadores iban repletos, de modo que los primeros fueron menguando y los segundos creciendo hasta que aquellos desaparecieron del todo. En las cafeterías había zonas mínimas de no fumadores, que se fueron ampliando hasta en muchos casos comer completamente a los tabaquistas. Las causas fueron no otras que el mantenerlas resultaba antieconómico; con el humazo en muchos casos hasta los mismos fumadores las rehuían y a los empresarios -imagino- les compensaba poco tener que renovar lo que estropeaba la peste del tabaco.

    En el resto de los lugares públicos acabó imponiéndose la visión americana de la mala imagen de humo. Mi universidad, por ejemplo: primero se restringió a rincones dentro de los edificios, después se prohibió absolutamente de puertas para dentro, finalmente los fumaderos se apartaron de las entradas y se colocaron en lugares inhóspitos y casi vergonzosos al tiempo que se prohibía fumar caminando en cualquier lugar del campus. Me imagino que el siguiente paso será retirar los últimos ceniceros y obligar a la gente que salga fuera de las vallas de la universidad.

    Por cierto, que sí hay leyes anti-tabaco, pero no son nacionales, sino municipales, y se restringuen al derecho de fumar en la calle; en muchos municipios o barrios de Tokio (en Shinjuku, por ejemplo) si te pillan echando el humo fuera de unas esquinas con ceniceros, te cae una multa creo que es de unos diez mil yenes. Hay pintadas en el suelo incluso en español advirtiéndotelo. Una la publiqué en este mismo blog del mes de agosto.

    ResponderEliminar
  3. Parece que salió mal en enlace a la foto del anterior comentario. A ver si ahora se ve bien.

    ResponderEliminar


Entradas populares

Páginas vistas en total